¿Cuál es la mejor forma de inspirarse para crear un logotipo?

inspirarse-crear-logotipo

El logotipo es la imagen que define a una empresa, es un distintivo que al verlo te puede hacer recordar lugares, sabores, aromas, etc. La necesidad de crear un logotipo de calidad y que permanezca en la mente de los consumidores es tan importante como el producto en sí mismo.

Crear un logotipo no es tarea sencilla, si alguna vez has estado frente a una hoja esperando a que caiga la inspiración, te habrá pasado que no sabías por dónde comenzar: ¿Te ha pasado verdad?

Hay miles de diseñadores experimentados que tienen mucho camino recorrido y grandes ideas, no obstante, de seguro que la inspiración no le cae siempre de forma inmediata.

La creación de un logotipo ideal, ese que sea perfecto para la marca y que cuente con imágenes que hable por ella misma, no suele aparecer de un momento para el otro en la mente de ningún diseñador por más experimentado que sea. Para esto, han de existir sitios en donde acudir cuando la musa no llega y, por supuesto, algunas técnicas.

Una de las técnicas que se suele utilizar, es la de mirar aquellos logos clásicos, perfectos y populares. Sin embargo, esto podría hacerte caer en burdas copias estériles sin llegar al objetivo.

Con esto no queremos decir que mirar logos de otras empresas o personas no ayuden, pero deberías estar abierto para poder ver más allá.

En torno a esto, cada vez que veas un logotipo que llame tu atención, es importante que lo fijes en tu mente, que lo guardes en un documento y que lo dejes fluir en el proceso de tu diseño. De a poco, verás cómo tu logo comenzará a desarrollarse de forma única.

Si estás por comenzar a diseñar el logo de tu empresa o te encuentras en un limbo creativo, tenemos algunos consejos te servirán para crear ese logo ideal para tu proyecto.

Las mejores ideas para conseguir la inspiración en la creación de un logotipo

Procura ser único y marca tu estilo:

Cómo hemos dicho anteriormente, un logo les permite a las empresas distinguirse de sus competidores, por este motivo es imperioso que la imagen sobresalga del resto. Esta es una de las grandes batallas que buscan ganar las firmas más importantes.

Cuando se diseña un logotipo, muchas veces se cae en el lugar común de diseñar sobre el producto distintivo, pero parte de la originalidad es la creatividad. Una de las marcas más populares del planeta es Apple y su logo no necesariamente a sido un ordenador; y seguramente si piensas en “Apple” te vendrá a la mente una manzana con un mordisco.

Siempre escucha lo que tiene para decirte tu cliente:

Si el logotipo que te ha dejado con la hoja en blanco a la espera de que caiga la inspiración, te tiene preocupado, comienza echando un vistazo a los diferentes logos que haya usado tu cliente desde que comenzó su negocio.

Si el negocio tiene años en el rubro, puedes hacer una revisión de su pasado, esto te dará un plus para comprender la historia y rediseñar el logo actual. De esta forma, podrás añadirle tu originalidad y frescura sin que se pierda la esencia de la compañía.

El logo debe ser amigable y pragmático

La combinación sutil y equilibrada es una manera de que el logo sea atrayente e interesante. Un logo simple y flexible que no haga que los usuarios se tengan que sentar a analizar de que se trata lo podría hacer posicionar fácilmente.

Un buen ejemplo de esto es el de Federal Express que en su logo sólo veremos FedEx con una combinación de colores azul y naranja.

Otra de las marcas que utilizan esta sencillez y pragmatismo es Adidas, que en sus diseños tienen a sus clásicas tres barras, aunque con el paso del tiempo se hayan vistos modificados cada uno de sus logos.

Lograr el diseño de un logo que sea ad infinitum o eterno es realmente un desafío, para ello se debe estar dispuesto a escuchar y adaptar todas las modificaciones que pudiesen aparecer en el camino.

Tener la visión y la versatilidad para conseguir estas modificaciones permitirá mantener siempre el logo actualizado y fijado en el inconsciente de los consumidores.

¿Cuál es el rol que juegan los colores?

Entonces, como primera medida para poder desarrollar el logo ideal de una empresa, debemos tener asumida cual es la personalidad de esta. Por ello, es que se debe pensar en todos los enfoques que tendrá el logo.

En este punto, los colores son determinantes para que el logo capte la atención necesaria que queremos transmitir.

Cada gama de colores ofrece algo diferente al público, por ejemplo: Los colores apagados infieren sofisticación, sin embargo, son los que más se pasan por alto. Mientras que los colores brillantes captan de inmediato la atención de todos los que los observamos.

Los colores tienen un rol preponderante en la creación de un logotipo, y saber cual es su significado te ayudará enormemente para la creación de ese diseño ideal:

  • Amarillo: Transmite optimismo y calidez.
  • Naranja: La eterna juventud, la amabilidad y la creatividad.
  • Verde: El crecimiento y el amor por la cultura orgánica.
  • Rojo: La sensualidad, la energía y la audacia.
  • Marrón: La historia y la constancia, lo rural y campestre.
  • Azul: Inspira la confianza y el profesionalismo.
  • Rosa: Trasmite la alegría y la belleza.
  • Púrpura: Sabiduría y espiritualidad.
  • Blanco: Trasmite la sensibilidad, simpleza y pureza.
  • Negro: Fuerza y credibilidad.

La inspiración no suele caer de la nada, la musa no cae por las madrugadas como si se tratase de ese ómnibus que pasa en un horario en especial para llevarte al destino del éxito. Para conseguirlo debes levantarte y salir a buscarla, esto sin dudas hará que tu trabajo sea más fácil.

Una de las claves que te podrá mantener en el camino correcto, es que seas paciente y no hagas demasiados cambios en tu diseño, tan sólo porque no ha tenido la aceptación que esperabas.

Tampoco hagas cambios porque te has cansado de estar dando vueltas sobre el diseño; procura encontrar ese elemento que lo potencie y que lo haga mantener fiel al estilo de la marca.

Dejar un comentario